Fuerte desde la base | 3 Ejercicios estrella para fortalecer el pie

Comparte este artículo

Entrenar los pies es simplemente imprescindible. Imagina cualquier coche que quiera durar años, correr más rápido o durante más tiempo, sus neumáticos deben ser lo único que le pegan al suelo y lo primero que debe ser seguro. Pues eso son nuestros pies y los de nuestros clientes.

Como entrenador personal comprometido con el bienestar de mis clientes, he dedicado más de una década a explorar y promover un enfoque único en el entrenamiento: trabajar el pie, ese elemento fundamental pero a menudo descuidado en la búsqueda de un rendimiento óptimo. 

En este artículo, quiero compartir contigo tres de mis ejercicios favoritos que no solo fortalecen los pies, sino que también mejoran el rendimiento general del miembro inferior.

  1. Elevaciones de Gemelos

Este ejercicio aparentemente simple es una herramienta poderosa para fortalecer los gemelos y el sóleo, pero su impacto va más allá. Al elevar los talones, no solo trabajamos los músculos del gemelo o tríceps sural, sino que también activamos el resto del pie. 

¿Cómo lograrlo? La clave está en el movimiento gradual del peso desde los talones hasta la base de los dedos, lo que involucra todo el arco del pie. Además, al realizarlo con una sola pierna, se intensifica el trabajo, enfocándose en el equilibrio y la estabilidad.

Es un ejercicio que a pesar de verse simple trabaja algo tan solicitado como extender tu pie-tobillo y hacerlo a repeticiones altas estoy seguro que te dejará con sensación de trabajo y agujetas.

2. Pronación y Supinación

La pronación y supinación no son simplemente movimientos del pie; son acciones que involucran todo el cuerpo, es decir, sistémica.

Al realizar estos movimientos, no solo fortalecemos los músculos del pie, sino que también influimos en la alineación y estabilidad de la rodilla, la cadera y la pelvis. Mantener los pies rectos o paralelos es crucial para ejecutar correctamente estos movimientos y así tener acceso tanto a rotar interno como externo. Al realizarlos de forma monopodal fijando con el otro pie maximizamos la rotación de todo el conjunto. Es ideal para primeras aproximaciones.

3. Peso Muerto a una Pierna

Lo considero el rey de los ejercicios monopodales. El peso muerto a una pierna es una excelente manera de fortalecer no solo pie y tobillo. La cadera es protagonista.

Al estabilizarnos sobre una sola pierna, nuestro pie está constantemente ajustando su posición para mantener el equilibrio. Es esencial enfocarse en la técnica adecuada, asegurándose de que el movimiento provenga de la cadera y no de la rodilla. 

Como el componente de estabilidad es tan grande, será un ejercicio de alta concentración. O lo ejecutas correctamente y con atención plena fallas y eso, personalmente, lo hace muy rico a nivel coordinativo.

Vivir Descalzo

Además de estos ejercicios específicos, no puedo dejar de mencionar la importancia de vivir y entrenar descalzo siempre que sea posible. Esta práctica no solo fortalece todos esos musculitos del pie, sino que también mejora la sensibilidad, el reparto de carga… lo que se traduce en un mejor rendimiento atlético y una menor incidencia de lesiones. Pero esto será objeto de futuros artículos y post de YouTube e incluso alguna formación desde Potencial Humano

Para recapitular, dedicar tiempo y atención al entrenamiento de los pies es esencial para cualquier persona que busque mejorar su rendimiento atlético y su salud. Estos tres ejercicios, junto con la práctica regular de vivir descalzo, te ayudarán a construir una base sólida y saludable para tu cuerpo. Así que la próxima vez que te preguntes qué zapatillas comprar o si los separadores de dedos son buenos, recuerda la importancia de trabajar tus pies. ¡Tu cuerpo te lo agradecerá!

Más a explorar

Estructura

Entrenamiento de fuerza… El mejor medicamento

Más allá de cuerpos esbeltos, hierros, espejos, bronceados y testosterona perceptible para los sentidos el entrenamiento de fuerza actualmente se constituye como una sabia opción de mantenimiento o incremento de

Ir al contenido